Se calcula que 285 millones de personas tienen discapacidades visuales, de las cuales 40 millones son ciegas. Sólo 44 idiomas tienen una Biblia completa en Braille con algunas Escrituras disponibles en más de 200 idiomas.

Transcribir e imprimir Escrituras en Braille es una tarea significativa:   

¿Sabías que una Bíblia en braille está compuesta por 32 tomos, pesa 36 kilos, mide 1,40 metros colocada en una estanteria y que su precio de producción es de 330,00 €?  

Pero a pesar del desarrollo del audio y otros formatos electrónicos accesibles, el Braille continúa siendo la forma más popular y efectiva para que las personas ciegas interactúen con la Biblia.

En 2017, Sociedad Bíblica realizó en 32 países proyectos en Braille para satisfacer las necesidades bíblicas de los lectores ciegos. Dos idiomas recibieron sus primeras porciones de Escrituras en Braille: luganda (Uganda) y Khasi (India)