La misión > Qué hacemos

El ciclo de la vida de la Biblia

Trabajamos para que las Escrituras circulen alrededor del mundo, que lleguen a las iglesias, pero también a las personas en sus distintas culturas y cosmovisiones; que circulen del mismo modo que lo hace el viento, sin fronteras, sin límites, centrándonos en la Disponibilidad, Accesibilidad y Credibilidad de las Escrituras. Es lo que llamamos el Ciclo de Vida de la Biblia.

Todas nuestras áreas de trabajo giran en torno a esta estrategia se consigue al compás de todas nuestras actividades: traducción, producción, distribución, alfabetización, interacción y abogacía de las Escrituras

Traducción

Traducir la Biblia a nuevas lenguas habladas y al lenguaje de signos, revisar las ediciones existentes para comunicar su mensaje en términos actuales para que las personas del siglo XXI puedan tener una experiencia con la Biblia en su lengua materna, en el lenguaje del corazón.

Producción

Imprimir Biblias en papel, producirla también para medios audiovisuales, y adaptarla al mundo digital, para satisfacer la demanda de millones de personas alrededor del mundo que quieren su propia Biblia.

Distribución

Llevar la Biblia a lugares a los que sería muy difícil llegar, en los formatos que las personas pueden usar.

Alfabetización

Ayudar a las personas a perfeccionar sus destrezas de escritura y comprensión lectora, usando la Biblia como recurso de capacitación.

Interacción

Ayudar a las personas a descubrir la Biblia, ayudarles a dejarse interrogar por la Biblia y motivarles a responder de manera inteligente, sabia.

Abogacía

Ofrecer a todas las culturas y sociedades una razón y una oportunidad para tener un encuentro con la Biblia.

Nuestros objetivos

La Sociedad Bíblica atiende, en la medida de lo posible, las demandas de Escrituras y de animación a la lectura y conocimiento de las mismas, que, según sus circunstancias, las iglesias y distintos ministerios nos presentan anualmente. Promovemos la obtención de fondos con este fin, pretendiendo cubrir, lo mejor posible, la necesidad de conocimiento, educación, formación, evangelización y divulgación de las Escrituras. Para cumplir nuestros objetivos organizamos anualmente El Día de la Biblia el segundo domingo de marzo, y el Mes de la Biblia en septiembre, para animar al conocimiento del texto bíblico y a conseguir fondos que revierten en materiales de la Oferta Misionera, para que las Iglesias tengan Escrituras para su evangelización. Además ponemos a disposición de las iglesias Exposiciones Bíblicas y organizamos Seminarios de Ciencias Bíblicas.

El Ciclo de Vida de la Biblia

Colabora con nosotros

Un programa global que nos ayuda a expandir el Evangelio, a entregar Escrituras y animar al conocimiento del texto bíblico.

9 + 3 =

Share This